imagen manta termica

Beneficios y usos de la manta térmica Dejar un comentario

La manta térmica es un articulo de seguridad indispensable que debes llevar contigo en toda excursión. En este articulo abordamos sus multiples beneficios y aplicaciones.

¿Cómo un articulo que puedes llevar en el bolsillo y que a lo mucho alcanza un peso de 100gr puede salvar tu vida?. Te lo contamos a continuación.

Historia de la manta térmica

El material con el que están confeccionadas estas mantas térmicas se llama mylar y fue desarrollado por Dupont para ser usado en el aislamiento térmico de partes de la nave Apollo, particularmente de su módulo lunar LM o LEM.

Con el tiempo el uso de esa tecnología se hizo más común y su aplicación se diversificó hacia diferentes industrias y productos. En la actualidad su uso como manta de emergencia en deportes outdoor o en el sector de la salud y seguridad es de gran valor.

En el mercado existen diferentes opciones de mantas, en esta articulo nos referiremos a los principales usos de la manta térmica aluminizada bicolor por ser la más común, eficiente y económica de las opciones. También es común referirse a ella como manta isotérmica, manta de emergencia o manta de supervivencia, en todos los casos el término está bien empleado.

Aumentar la temperatura y prevenir la hipotermia

Uno de los principales usos de este equipo es para prevenir la hipotermia, es importante hacer énfasis en la palabra prevenir porque cuando una persona ya tiene hipotermia se está rebasando un límite de salud óptimo, por lo cual es de vital importancia que en dicho caso la persona sea atendida y trasladada a un hospital de forma inmediata, sin embargo, en una situación en donde aún estamos a tiempo de apoyar a la persona el primer paso será abrigar al afectado con la manta térmica, utilizando la parte dorada hacia el exterior, de esta forma el color dorado absorberá la radiación del sol y la parte plateada, al estar hacia el interior, ayudará a refractar el calor corporal contribuyendo a elevar la temperatura.

Otra recomendación importante es colocar una manta térmica extra en el suelo, de tal manera que aislemos al afectado y evitemos la perdida de calor por contacto con el suelo, ya que está comprobado que cerca del 70% del calor corporal se pierde de esta forma.

Si la situacion es critica y se necesita subir la temperatura de forma mas rapida podemos introducir una vela por dentro de la manta, esto hará que el calor que desprende la pequeña llama se refracte en la parte plateada de la manta e incremente la temperatura. Si se tiene a la mano cinta adhesiva se puede usar para sellar las uniones que se generan entre las diversas mantas térmicas que usemos.

Disminuir la temperatura y evitar el golpe de calor

Otra situación en donde podemos hacer uso de la manta térmica es precisamente en el caso contrario al punto anterior, cuando el afectado ha tenido un incremento de temperatura ya sea por un golpe de calor, fiebre, insolación, etc., en este caso usaremos la manta térmica de una forma similar, solo que colocando la parte plateada hacia el exterior y la parte dorada hacia el interior, de esta forma la manta refleja los rayos del sol evitando el calentamiento. En esta variante no es necesario envolver totalmente a la persona ya que anularemos las corrientes de aire que también ayudarán a disminuir el calor corporal.

También es recomendable rociar con un poco de agua fría al afectado y posicionarlo de espaldas al sol, tratando de generar una sombra con la misma manta.

Otros usos

La manta térmica puede emplearse de diversas formas además de las dos principales que ya mencionamos, una de ellas es para la construcción de un refugio en el caso de que nos encontremos extraviados, es importante recordar que las mantas térmicas además de ayudarnos a regular la temperatura también son impermeables, por lo cual nos vienen bien para la construcción de un refugio temporal. También es importante considerar la densidad de la manta, una manta más gruesa nos servirá mejor para confeccionar un refugio.

Otra posibilidad de uso que le podemos dar en situaciones de lluvia es emplearla como un impermeable tipo poncho o como cubierta impermeable para tu mochila, esto nos mantendrá secos junto con nuestras pertenencias. De igual forma, si te encuentras extraviado usa la manta térmica por la parte plateada para producir señales con el sol que puedan ser vistas por cualquier vehiculo aereo que se presente al rescate.

 

¿Conoces algún otro uso que se le puede dar a una manta de emergencia?, dejanos tu opinión en la caja de comentarios.

En Xendas puedes adquirir tu manta térmica a un super precio, visita nuestra tienda en línea y consigue la tuya.

infografía xendas uso de la manta térmica

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *